Latest posts.

«LA CEGUERA»: UNA ACCIÓN DE LA REVISTA ILUSTRADA DE POESÍA «CARMINA». Sobre textos de Jorges Luis Borges, Lucian Blaga, Rainer Maria Rilke, Víctor Pozanco, Jorge Guillén, Rafael Alberti, Juan Larrea, Emilio Prados, Ernesto Sábato, Francisco de Quevedo, Elias Canetti, Rafael Sánchez Ferlosio y Luis Rosales. Idea original de Xopi, Lauro Gandul Verdún y Olga Duarte Piña (Hacienda de Los Ángeles Viejos de Alcalá de Guadaíra a las 9 de la noche del viernes 1 de diciembre de 2006)

CRÉDITOS

Presentación del acto:

Antonio Luis Albás y de Langa / Olga Duarte Piña

EL LICENCIADO: Antonio de la Torre

DECLAMADOR 1: Cesáreo Estébanez

DECLAMADOR 2: Lauro Gandul Verdún

PINTOR CIEGO: Xopi

GUITARRISTA CIEGO: Niño Elías

Producción audiovisual: Pilar Mestre Ortega



Presentación del Cuaderno de Poesía, núms. 6-7 POEMAR: Lauro Gandul, José Antonio Francés y Juan Enrique Espinosa. CUARTETO de BABIA en el acompañamiento musical: Nacho Gil, José Manuel González y Roberto Jiménez. PINTOR en el acto: Luis Caro. Sonido y luminotecnia: Jesús del Castillo y Sergio Casado. Aula Magna de la Facultad de Filología de la Universidad de Sevilla (15 de marzo de 1991)

7 POEMAS DE LAURO GANDUL PARA UN BAILE DE JAVIER BARÓN. Patio de Armas del castillo de Alcalá de Guadaíra (21 de julio de 2020)

PARTE PRIMERA

1

COMO LOS ÁRBOLES

Como los árboles

sobre las leves cumbres

de estas colinas.

Así, las pocas cosas bellas que estimo

aparecen de tres en tres:

Ahí, sirviendo de austero pórtico

a una vieja quinta abandonada,

los tres cipreses

vigorosos, a pesar de la edad antigua.

Allí, asomados a la ribera

de aquellas aguas serranas,

narcisos fresnos se contemplan

para siempre en su frescura.

Allá, la ficción que la lejanía

incorpora al mundo de lo que se ve,

tal vez sean los benditos pinos,

únicos convidados a mis íntimas soledades.

 

2

ERES OJOS NEGROS

Eres ojos negros,

abiertos

como las noches en el campo.

Es transparente

el negro de tus ojos.

 

Eres ojos negros,

y cabellos negros,

morena tu piel,

y tu corazón un pozo encalado

en cuyo fondo

son cristalinas las aguas,

como estrellas

donde brillan tus ojos negros.

 

PARTE SEGUNDA

1

AQUÍ Y AHORA

Aquí y ahora

me encuentro con lo que tuve

y perdí

allá y entonces.

2

VOLVER

¿Volver?

Nunca.

¿Estuve aquí alguna vez?

Nunca,

no era yo.

En verdad hoy

no sé quién era aquél,

¿y tú?

Tampoco estuviste aquí.

¿Volver?

Nunca,

ni tú  ni yo.

3

MORTALMENTE INMORTAL

Mortalmente inmortal

Como un ángel viejo

Regreso a mi casa

Flotando sobre el aire que cubre los adoquines

Aliviado de mi tristeza

Quiero dormir.

4

UN VERSO SÓLO NACE DEL VER

Nada puede amargar mi corazón, nunca.

Nada, ni el sufrimiento.

La tristeza duele en el sentir

Y no amarga sino que nutre mi corazón, siempre.

Corazón duro:

Late,

Vive y canta.

¡ Que lloren otros mientras escuchan tus letanías !

Tu voz no la pueden apagar las congojas

Y tus ojos las lágrimas ignoran.

Un verso sólo nace del ver.

 

PARTE TERCERA

MUCHO MÁS SABIA QUE NOSOTROS

Mucho más sabia que nosotros

Nos llama

Es ella

Vamos

Con los ojos cerrados

Da igual

Está ahí y la vemos

Vamos

Soñando

Vamos

Como volando

Con el vuelo de antes

Cuando no sabíamos nada de la noche

Volamos ahora que sabemos

Sólo así

La noche

¡Oh la noche!

«CLAUSTRO POÉTICA 2020: POEMAS EN DIÁLOGO». UN HOMENAJE A ‘MÁLAGA’ EN ALCALÁ DE GUADAÍRA. Fue en el abside exterior del Santuario de Santa María del Águila el 25 de junio de 2020 a las 21:30. Un acto organizado por la Revista literaria «CARMINA» y la Parroquia de Santiago el Mayor, a beneficio de Cáritas. Narradora: Olga Duarte; Lectores de los poemas: Antonio de la Torre, Lauro Gandul, Martín Moreno y José Antonio Francés; Niñas Lectoras: Martina de la Torre, Julia Francés y Leonor Ruiz; Trío de clarinetes: José Manuel, Joaquín y Pedro Iglesias; Sonido: DeSon y Producción Audiovisual: Juan Carlos Ferrete

     

     

     _______________

     

CLAUSTRO POÉTICA 2019

     

EL VIAJE. María del Águila Barrios

     

Girasoles en la vega del río Guadaíra

[Foto: LGV Alcalá 2020]

     

Si no es necesario, ¿para qué viajar? Sin embargo, parece que todos están de viaje, y los que no pueden salir están deseando hacerlo. Por mi parte, pienso que el viaje ha de ser necesario para emprenderlo. Partir ha de tener una causa, un fin y, sobre todo, un sentido. Viajar tiene que estar justificado porque no es un acto que se agote en su espontaneidad, sino que viajar es un proceso, y es complejo, y no siempre concluye en algo gozoso, sino que a veces los caminos conducen al peligro o al desconcierto.  

            ¿Qué es viajar? La mayoría da por sentado que viajar es moverse en el espacio en un tiempo determinado. Con un «me voy a la playa» está quien quiere decir que se va a Cádiz y el que está diciendo que al Caribe. ¿Es lo mismo? ¿Quién viaja más de los dos del ejemplo? ¿Viajaba Robinson Crusoe en la isla donde lo había llevado Daniel Defoe? Cientos de páginas de una prosa de viaje en torno a un personaje que apenas puede alejarse un poco de la costa de la isla adonde llegó como náufrago.

            Desde luego viajar es adentrarse en donde están las fuentes del conocimiento. Para descubrir donde nacen el Danubio, el Nilo o el Orinoco hay que viajar, hay que remontarlos desde la desembocadura hasta sus borbotones de agua en las cumbres. También se viaja leyendo los libros de viajes y las biografías de los viajeros. En Cien años de soledad García Márquez, a quienes se meten en sus páginas, sin apenas salir de Macondo, viajan al tiempo de hombres y mujeres, que descubren el hielo o compiten hasta casi morir comiendo.

            Y el viaje tiene conceptos propios como frontera, descubrimiento, encuentro, misterio… Esos conceptos están en un interior y van hacia un exterior. Nuestra frontera y la del lugar.  El descubrimiento del espacio y el del tiempo, que siempre son nuevos aunque el viaje se reitere. El descubrimiento de uno mismo en el momento del viaje. Incluso puede que el viaje acarree un gusto por el objetalismo, aquellos misteriosos objetos que traemos, nos van a recordar el lugar y el tiempo cuando ya no estemos allí. También el viaje está en las honduras de los recuerdos, en el reviaje. O el viaje interior que puede ser más intrépido que recorrer el atlas del mundo.

            Y viajar es acción y es ser. Es un infinitivo con pasado, presente y futuro. Es un acontecimiento, un punto a partir del cual todo cambia que no distingue turista o viajero.

     

[La voz de Alcalá, 2020]

     

  ___________________

     

 Si quiere leer más textos de María del Águila Barrios en «CARMINA»,  pinche en su nombre.

     

A RAFAEL MARÍA ALBAS Y DE LANGA; en tu aniversario.

… Antonio Luis Albás (2020)

Ennio Morricone from revistacarmina on Vimeo.

CARACA: A ROMAN CITY IN CENTRAL SPAIN. Emilio Gamo Pazos, Javier Fernández Ortea, Saúl Martín González, David Álvarez Jiménez. Antonio Luis Albás (2020)

LAS COSAS. María del Águila Barrios

 
 
 neorrealismo-assilah-3

Assilah

[Foto: LGV Marruecos 2009]

 
 
 

En 2017 asistí a un acto literario que celebraba el centenario del nacimiento de Gloria Fuertes en la librería Término. Como no debía ser de otra manera, aquel homenaje consistió en una lectura de algunos poemas de la gran escritora y artista madrileña, que nos dejó en 1998.

   Uno de los poemas leídos me impresionó entonces. Hoy cobra una trascendencia añadida, una plusvalía vital y semántica, que se ha hecho tangible, existencial, en estos días sin paisaje, en silencio, confinada, con la culpa a cuestas… Quiero compartir este hermoso texto con ustedes, los lectores de las cosas que escribo. El poema así se titula, «Las cosas». Es éste:

 
 
 

   Las cosas, nuestras cosas,

les gustan que las quieran;

a mi mesa le gusta que yo apoye los codos,

a la silla le gusta que me siente en la silla,

a la puerta le gusta que la abra y la cierre

como al vino le gusta que lo compre y lo beba,

mi lápiz se deshace si lo cojo y escribo,

mi armario se estremece si lo abro y me asomo,

las sábanas, son sábanas cuando me echo sobre ellas

y la cama se queja cuando yo me levanto.

¿Qué será de las cosas cuando el hombre se acabe?

Como perros las cosas no existen sin el amo.

 
 
 

   Todos los objetos  son elevados a la cabalgadura de las metáforas que los acogen en cada verso. La mesa, la silla, la puerta, el vino, el lápiz, el armario, las sábanas y la cama. De todo, dueña es la autora. Nuestros objetos, nuestras cosas, cuya existencia es debida a nosotros, sus amos, quienes les damos vida.

   Es un poema que me ha ayudado de manera iluminadora en los días que he pasado en mi casa, encerrada, sin nadie con quien compartir o encontrarme. Pero estaban ellas, mis cosas, que cada día se alegraban de verme en mi casa, de no abandonarlas y de estar siempre a su lado. Yo también les agradecía su presencia, su compañía…

   Y todas tienen una luz. No de foco y fanal, sino una luz íntima, de interior, abarcable, pausada. La luz de los que no pueden salir a la calle, la luz de las cosas en las casas, la luz que nos alumbra más por dentro que por fuera.

   Me han sido tan gratas, que sin ellas no habría soportado la soledad y las ausencias. Gracias al recuerdo de aquel poema escuchado hace tres años, cada día me animaban, me esperaban, me sorprendían. Sí, mis cosas, ¡las que están siempre conmigo!

 
 
 

[La voz de Alcalá, 2020]

 
 
  ___________________

 
 
  
 
 Si quiere leer más textos de María del Águila Barrios en «CARMINA»,  pinche en su nombre.

 
 
 

EL 22 DE JUNIO DE 2002 fallecía en Aguilar de la Frontera, Córdoba, el escritor y Premio Góngora de las letras andaluzas, Vicente Núñez. Antonio Luis Albás (2020).

Te llevamos en el corazón